fbpx

Qué visitar

Bescanó

Etapa Carrilet I

Ruta del Carrilet I

1. LAS ORILLAS Y LA ISLA DEL RÍO TER 

La zona de la Barca es un espacio fluvial del margen del Ter, en el norte del municipio, que ocupa unos 350 m². Hace tres siglos, las barcas de maroma surcaban el río Ter. A principios del siglo XX, las inundaciones derribaron el puente de la fábrica y regresaron las barcas de remo y de cable, junto con sus barqueros. Durante más de dos siglos los barqueros transportaron mercancías a uno y otro lado del río. La avenida de 1940, que también afectó a la calle de Dalt, se llevó por delante barcas y casas. Varisto, el último barquero, cruzó el Ter, transportando a los vecinos en su barca, hasta 1974.

La isla del Ter, con una superficie de 12,62 hectáreas, es una isla fluvial situada entre los municipios de Bescanó, Salt y Sant Gregori. La isla, que recibe también la denominación de Illa del Gegant, está situada frente al sector conocido como la Pilastra, entre el Ter Vell y el antecanal de la acequia Monar. Tras los trabajos de recuperación llevados a cabo durante los últimos tres años, la isla se puede visitar: un recorrido señalizado permite descubrir el magnífico patrimonio natural de este tramo del río Ter. Este enclave también dispone de un acecho desde el que avistar aves y otra fauna que han encontrado en la isla un lugar privilegiado para vivir.

 

2. LA CENTRAL MODERNISTA

Este edificio modernista fue proyectado por el arquitecto Joan Roca i Pinet en el año 1908. El conjunto es una jungla de esculturas modernistas de plantas y figuras monstruosas: proto-dinosaurios, reptiles y anfibios surgen, petrificados, entre los saltos de agua de la compuerta del canal y del torrente de Cavalls. Fue la segunda central que mandó construir el conde de Berenguer. Suministraba electricidad a los pueblos del Ter, la ciudad de Girona, Cassà de la Selva, Llagostera y Palamós.

Entre sus características técnicas cabe destacar un caudal de 10.500 l/s y una potencia de 900kW, con un salto de 10m.

 

3. EL VOLCÁN DE LA CROSA

La Crosa es el volcán con el mayor cráter de la Península y uno de los más grandes de Europa, con un diámetro de 1.250 metros. No se puede determinar con exactitud cuándo se formó, aunque por su óptimo estado de conservación se deduce que se trata de un volcán relativamente reciente, que debió de entrar en erupción durante el Cuaternario.  En el cráter de la Crosa se localiza, a su vez, el cono de otro pequeño volcán. A partir de las décadas de los sesenta y setenta del siglo pasado se llevaron a cabo explotaciones masivas de gredas y varios intentos de urbanización que desencadenaron un movimiento popular para la preservación del volcán, hoy en día declarado Espacio Protegido de Interés Natural. Les Guilloteres es el punto de información del volcán y la zona.

Actualmente, en los bordes del cráter se extienden encinares y pinares, y en el fondo de este crecen distintos campos de cultivo y plantaciones de árboles.

DirecciónBescanó (Ajuntament)
Pl. Joan Maragall, 3

Central Modernista de Bescanó

Noticias